1 3000 1 120 https://mujeresenlucha.es 960 0
site-mobile-logo
site-logo

Las mujeres que son diversas funcionales y feministas

Después de la euforia y de la sensación de éxito del 8 de marzo, llega la resaca. La mía, especialmente dolorosa: la fibromialgia me recuerda que si cometo un exceso, lo voy a pagar, y caro.

Mi exceso el día 8 de marzo fue una semana previa de nervios debido a la organización de la manifestación, del carril lento y los puntos de accesibilidad que creamos desde la comisión de accesibilidad de la Asamblea del 8M y Frydas , además de un día de huelga, de preparativos y de pasar toda la tarde y parte de la noche manteniendo un carril para las personas con movilidad reducida, para familias con carritos de bebés, para personas mayores, para gente con muletas o bastón, para invidentes, para personas que tienen ansiedad en aglomeraciones de gente… para todas esas personas, esas mujeres que también queríamos que estuvieran con nosotras.

Porque entendemos que cuando hablamos de mujeres, hablamos de todas: las racializadas, las trans, las LGTBIQ+… y las mujeres con diversidad funcional. Las que van en silla, las que no ven, no oyen, las que piensan y sienten de forma diferente, las que tenemos enfermedades o condiciones que nos limitan a ojos de los demás, las que seguimos otro ritmo, las que nos movemos, pensamos y vivimos de forma aún más diversa.

Y este año creo que se ha respirado en el ambiente una intención de cambio, de apertura, de cooperación, quizá de sororidad, puesto que hay que entender que las mujeres que tenemos al lado también cuentan, también tienen experiencias. Tenemos mucho que aprender y que enseñar, tenemos mucho que decir y que escuchar.

Las gafas moradas han de ser una herramienta de cambio, de apertura y de transformación social, ¿de qué sirve tenerlas puestas, si al final reproducimos ese vacío,  esa opresión? si no cabemos todas en el feminismo, no alcanzaremos la igualdad. Si no sumamos, si no multiplicamos, si no contamos con todas, seguimos dejando fuera a una buena parte de las mujeres que ya “vivimos en la periferia”, que ya nos sentimos excluidas y culpables por tener que adaptar planes, cambiarlos o anularlos cuando no podemos seguir. Es agotador tener que estar nadando contracorriente;  es por ello que necesitamos que el feminismo también nade a favor. 

Siempre decimos que luchamos por los derechos de todas, incluso por los de esas mujeres que (todavía) no se identifican con el feminismo. No dejemos fuera a las mujeres que no sólo si se identifican con el feminismo, si no que además, lo necesitan para seguir.

¿Os apuntáis a la revolución feminista inclusiva?

Por Ade Marlo @teacher_ade 

Puedes ayudarnos con 1 euro al mes para pagar los gastos del mantenimiento web uniéndote a nuestro grupo de Teaming aquí:

https://www.teaming.net/mujeresenluchaprograma-grupo

OpiniónSociedad
Artículo previo
Apps de citas lésbi...
Artículo siguiente
#NOTALLMEN
0 Comentarios